La optimización de potencia forma parte del conjunto de funcionalidades que permite obtener un valor añadido que poder explotar al realizar una oferta a un cliente, por poder ofrecerle (en algunos casos) ventajas económicas sin necesidad de realizar aún más ajustes en su oferta económica.

Dentro de las condiciones de contratación de un suministro está la potencia contratada. Esta puede ser desde una sola (para tarifas de un solo periodo o para tarifas con discriminación horaria pero que dispongan de un ICP) hasta 6 en el caso de una tarifa 6.X, donde habría una potencia contratada por cada periodo tarifario. La tarifa y potencia contratada en cada periodo determinará cuánto ha de pagar el titular del suministro en concepto del término de potencia (bien en los peajes o bien en el margen del Comercializador si éste en su estrategia de precios ha decidido cobrar margen en este término). En el caso de los peajes, el Comercializador hace simplemente de intermediario, de cobrador, es un dinero que no aporta nada a su margen. Por lo tanto, si pudiese reducir esta cifra, estaría aportándole a su cliente una ventaja económica sin tener que ajustar más sus precios. En este punto entra en juego la funcionalidad de optimización de potencia ofrecida por Kommodo SIPS.

¿En qué consiste eso de optimizar la potencia?

Optimizar la potencia de un suministro de electricidad quiere decir que cuando el consumo de potencia en la instalación es inferior a la potencia contratada puede compensar bajarla, permitiendo ahorrar en el término de potencia de la factura de la luz.

Con Kommodo SIPS se puede consultar cuáles son las potencias contratadas y su versión optimizada:

¿Son todos los suministros o CUPS optimizables en potencia?

No. Existen varios escenarios, y son los que se detallan a continuación.

CUPS donde no aplica la optimización de potencia.

Son suministros que no disponen de un maxímetro que mida el consumo de potencia de la instalación. Al no existir este medidor es imposible saber si se está aprovechando o no toda la potencia contratada. Típicamente ocurre en las casas donde lo que existe es un ICP (Interruptor de Control de Potencia) que en cuanto se alcanza la potencia contratada hace que “salten los plomos”, obligando al consumidor a desenchufar aparatos antes de poder recuperar el suministro.

Estos CUPS no se destacan con ningún icono, por ser el caso más general.

CUPS optimizados.

En este caso, al pasar el algoritmo de optimización resulta que las potencias óptimas son exactamente las que ya están contratadas para el suministro. Por lo tanto, no se puede optimizar más.

El icono para detectar en Kommodo SIPS los suministros optimizados (en la aplicación identificados como “No optimizables”) es:

CUPS optimizable

Optimizable es aquel CUPS al que se le ha pasado el algoritmo y para el cual se ha encontrado al menos una potencia contratada (en un periodo tarifario) a mejorar. Kommodo SIPS proporciona cuál es la mejor potencia contratable para cada periodo tarifario, su ahorro y el coste aproximado de los derechos de acometida.

Los suministros optimizables están identificados con:

Tarifas 6.X

En el caso de las tarifas 6.X, donde la facturación de excesos de potencia se ha de hacer con la curva cuartohoraria (no disponible en SIPS), aparecen dos casos nuevos:

CUPS potencialmente optimizable

Es un suministro en el que, en al menos uno de los periodos tarifarios y al menos en una de las lecturas, se ha incurrido en un exceso de potencia. Dado que no es posible realizar la simulación completa por no poder facturar el exceso, se indica como que podría ser optimizable, pero la aplicación no puede calcularlo.

CUPS con aproximación a la optimización

El suministro para el que se realiza el estudio no ha incurrido nunca en excesos de potencia y el consumo de potencia siempre ha estado por debajo de la contratada. No obstante, dado que no se pueden simular excesos de potencia, la aproximación que mejor se puede hacer es igual al máximo consumo de potencia para el periodo tarifario que se está optimizando. Igual que en el optimizable, se proporciona el ahorro anual resultado de aplicar la optimización y el coste aproximado de los derechos de acometida.

Conclusiones

Con este escenario, un usuario de Kommodo SIPS podría ver si un CUPS puede tener un ahorro respecto al término de potencia filtrando por aquellos que sean optimizables o tengan una aproximación a la optimización. Identificando estos CUPS es fácil ver si se puede mejorar una oferta añadiendo el servicio de optimización de potencia para uno o varios CUPS.